jueves, 16 de marzo de 2017

Campo minado

Jorge Julio Echeverry


Ciertamente había un letrero: “Campo minado”, pero igual hubiera podido decir: “Se vende lote” o “Cultivo de tomates”. Total, sólo el alcalde y el cura saben leer en el pueblo; los demás adivinan, por obvias, la tienda, la iglesia, la prendería, la inspección de policía…
Que es todo lo que necesitan conocer. O necesitaban… porque después de lo ocurrido saben que los caminos transitables tienen ahora un dueño intransigente y explosivo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario